Que debe hacer un nutricionista deportivo.

Fundamentalmente se encarga de conocer y analizar los
objetivos de cada persona.
De acuerdo al objetivo de cada individuo, el nutricionista
tendrá una estrategia alimenticia para que le ayude a
conseguir mejores resultados y a recuperarse mejor luego
de una práctica deportiva y mejorar su rendimiento en
entrenamiento físico, entre ello.
Elaborar un plan alimenticio en función de cada
entrenamiento, sabiendo que las necesidades
alimenticias del deportista son diferentes en función,
incluso, de sus diferencias fisiológicas y de edades, ya que
no es lo mismo trabajar a un joven deportista que a un
deportista , por ejemplo.
Sobre el tema dialogamos con Manuel Santos, que
trabaja en un gimnasio de la ciudad, además de hacerlo
en equipos de fútbol femenino y masculino.

Entrevista a Manuel Santos, Dietista de Canelones Fénix
fútbol femenino e Ideal de Santa Rosa.

E. P. – Integras el cuerpo técnico de los equipos de fútbol
femenino de Canelones Fénix en la función de Dietista.
M. S. – Integro el cuerpo técnico de Canelones Fénix de
fútbol Femenino, categorías sub 16 y primera, con otros
santalucenses, Martín Ferrari entrenador de las goleras,
Sofía Santoro en la preparación física, los demás
integrantes son de Canelones. También estamos
trabajando con Paolo Parolín en Ideal de Santa Rosa.
E. P. – ¿Con Paolo Parolín, estás solamente en Ideal o
también en la Selección Mayor?
M. S. – Solamente en Ideal de Santa Rosa.
E. P. – Dentro de la Medicina, ¿por qué decidiste estudiar
Dietista?
M. S. – Comencé hace cuatro años la carrera, es algo que
en estos tiempos está de moda la nutrición. Me gustó
comenzar por ese lado, además me gustaba mucho el
deporte, entonces dentro de la rama de la Medicina me
volqué por esa disciplina. Hoy en día se ha dado la
posibilidad de trabajar en eso también.
E. P. – ¿Terminaste la carrera, o estás en eso?
M. S. – Estoy culminando, este es el último año, hay que
seguir estudiando y especializándose, que es lo
importante.
E. P. – ¿Cómo llevas el estudio con el trabajo?
M. S. – Bien, hay que hacerse los espacios, el trabajo te da
la posibilidad de ir adquiriendo experiencia, es muy

diferente lo que uno estudia teóricamente a lo que se
enfrenta después en los hechos.
E. P. – No debe ser lo mismo ser el Dietista de una
persona que no practica deporte, que simplemente
trabaja, va y cumple las ocho horas y vuelve a su casa, al
que sí lo hace, en este caso el fútbol.
M. S. – El tema de una persona que lleva una vida
cotidiana común y corriente a la de la mayoría, no es lo
mismo que la de un deportista que tiene otras exigencias,
ya sea requerimientos energéticos, desgaste físico, está el
tema de lesiones, todo lleva su alimentación, hay que
adecuarla a las circunstancias.
Y dentro de los deportes, no es lo mismo una
alimentación para un deportista que para otro. Por
ejemplo, para un basquetbolista no es la misma que para
un futbolista o ciclista. Un deportista va a necesitar comer
más que una persona que tiene una vida cotidiana.
E. P. – En el caso de Canelones Fénix, que son mujeres,
pero también trabajas con un equipo masculino, ¿cuáles
son las diferencias, si las hay?
M. S. – Hay mucha diferencia fisiológica que hay que
tenerlas en cuenta al momento de armar un plan de
alimentación, para un deportista femenino o masculino.
Dentro de las mujeres está el tema de lo que es el ciclo
menstrual, es una de las grandes diferencias.
Después, hay otros temas fisiológicos como el nivel de
grasa y muscular, que no es lo mismo en un hombre que

en una mujer, son diferentes proporciones y también hay
que tenerlas en cuenta en su alimentación.
E. P. –En estos tiempos la mujer hace mucho más
gimnasio que años atrás, como que esa brecha muscular
no digo que se ha achicado, pero comienza, en cierta
forma.
M. S. – Es algo que está de moda, influye mucho las redes
sociales, las mujeres se quieren ver en forma
estéticamente, sentirse más saludables, más agiles. En
Santa Lucía tenemos unos cuantos gimnasios; me parece
muy bien que concurran y cuiden su físico, su
alimentación.
E. P. – ¿Qué tipo de alimentación, por ejemplo, en el caso
de las damas?
M. S. – Se arma una alimentación a nivel grupal, una
cartilla de lunes a viernes, lo que es la parte de
entrenamientos, después una alimentación pre
competición. Depende del horario que jueguen, si juegan
de mañana un desayuno pre competitivo, después siguen
las comidas que son de recuperación, si es por la tarde un
almuerzo competitivo, entonces se les arma un plan de
menú diario. Además, tenemos que ver que alguna
jugadora esté con algún tratamiento médico, por
ejemplo diabético, colesterol, eso se adecua a las
circunstancias. En jugadores con sobre peso, hay que
ajustarle un plan particular para reducir el peso para que
quede en condiciones para competir, en los hombres lo

mismo, con las exigencias naturalmente para un deporte
masculino.
E. P. – Está el deportista profesional, que vive
exclusivamente para eso, y el nuestro, el de tierra
adentro, que también debe trabajar fuera de su actividad
deportiva.
M. S. – Se tiene en cuenta. Un profesional está dedicado
exclusivamente al deporte, además tiene las facilidades
económicas a veces de poder conseguir los alimentos, o
un deportista del pueblo acá que a su vez tiene que
trabajar. Muchas veces unos son padres, tienen más de
un trabajo y después van a entrenar con mucho sacrifico,
cambia sustancialmente el panorama. El Dietista tiene
que conocer el ritmo de vida de la persona a la hora de
encarar un plan de alimentación, porque también hay
carencias económicas, todo eso hay que tenerlo en
cuenta. Además, los tiempos de comida no son los
adecuados en muchas circunstancias. Hay gente que está
muchas horas fuera de sus hogares, muchos no se
alimentan adecuadamente. Hay que hilar muy fino,
conocer lo mejor posible a la persona en todos sus
detalles para poder encarar un plan que surja o concrete
el efecto que se persigue, que es una alimentación acorde
para un buen rendimiento competitivo.
Pero también está la persona que por temas de trabajo,
muchas veces recurre a comidas ultra procesadas y hasta
por un tema económico también. Una de las cosas

aconsejables es que vuelvan a las comidas caseras que
hacían nuestros padres, abuelas, cocinar en la casa, el uso
de las viandas, comidas más saludables, frutas, y tratar
por supuesto de digerir lo menos posible alimentos ultra
procesados.
E. P. – ¿Cumplen los deportistas los planes de
alimentación que se les programa, realmente?
M. S. – Por suerte en Canelones Fénix han cumplido
bastante bien las futbolistas los planes. Si tienen algún
inconveniente lo hacen saber, hacemos entrevistas con
ellas, recurrimos a la honestidad de ellas en ese sentido,
colaboran en gran forma.

Compartir